siempre te va igual?

El Proyecto Sentido es un concepto desarrollado por el psicólogo francés Marc Fréchet y hace referencia a lo que ocurre en torno a la concepción de un hijo, las circunstancias de la vida de los padres del paciente –principalmente de la madre- desde nueve meses antes de la concepción hasta 3 años después del nacimiento. Es decir, el proyecto que los padres tenían para la vida de sus hijos tanto de forma consciente como inconsciente, qué rol iba a ocupar en el clan, si deseaban que fuera niño o una niña, todos las circunstancias del embarazo, la relación de pareja entre los padres, etc.


En ese período, se proyectan en la mente y el cuerpo del hijo todos esos anhelos, proyectos, deseos y temores del clan familiar

Esta influencia lleva a reproducir situaciones vividas en el ámbito familiar, ya sea por repetición de la historia, por oposición o por reparación. Se trata de sucesos que pueden marcar la vida del hijo

El Inconsciente de la madre y el niño están fusionados desde la concepción hasta que el segundo cumple tres años. El bebé, por tanto, se construye en el sistema de representación del espíritu materno. Las vivencias de la madre se programa en el embrión y son vividas como propias por el futuro hijo.

El Proyecto Sentido permite determinar qué conflictos estructurantes están asociados al síntoma o a la enfermedad del paciente mediante la identificación de los conflictos emocionales vividos por sus padres.

Por ejemplo una concepción traumática recreará las circunstancias vividas en relaciones posteriores. Por ejemplo mujeres concebidas por violación pueden ser víctimas de abusos sexuales, o un padre muerto en la guerra poco después del nacimiento o concepción puede generar tener parejas que mueren poco después de iniciada la relación.

Las circunstancias en que se produce el parto pueden llegar a definir unos patrones de conducta y constituir un verdadero impacto emocional que nos condicionará en la vida por diferentes motivos, desde el golpe en las nalgas al nacer, la incompatibilidad sanguínea, el parto pelviano o de nalgas, el parto transversal, el parto por cesárea o con fórceps, los partos lentos o rápidos, tardíos o inducidos, vuelta de cordón umbilical, la placenta previa, el desprendimiento de placenta, ictericia, etc.

Existen proyectos que son positivos; pero otros, en cambio, nos bloquearán toda la vida. Hay proyectos de fidelidad familiar, niños accidente, hijos de sustitución, hijos esponja, síndrome del yaciente, hijos bastón de para la vejez, de acontecimientos de urgencia, de abandono, etc. Todas esas circunstancias deben ser analizadas detenidamente porque el trabajo con la toma de conciencia es fundamental para que la persona comprenda el origen de las situaciones que se producen en su vida.


39 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo